Colaboración “Cómo la mujer insegura aprendió a querer”

sanar-afectos-feminismo-emocional-feminismo-mujer-amor-cuidados
Publicado en

Recientemente he hecho una colaboración preciosa en el blog Espacios de Soledad de mi compañera Eliana Vasquez. En el blog, Eliana ha creado un rincón para reflexionar sobre temas de interés de crecimiento personal para mujeres, y lo hace con una sensibilidad y un detalle conmovedores.

Este proyecto en concreto, son una serie de relatos escritos por diferentes mujeres, partiendo de uno que inició ella. El proyecto se llama: la mujer que aprendió a querer. Inicia desde un capítulo escrito por Eliana, en el que plantea una mujer que descubre el sexo y las relaciones sexoafectivas de una manera muy hiriente.

Podéis leer el primer capítulo escrito por ella aquí:

http://www.espaciosdesoledad.com/p/la-mujer-que-aprendio-querer.html

Yo escribí la cuarta participación, que corresponde a la mujer insegura, y se titula “Cómo la mujer insegura aprendió a querer”:

http://www.espaciosdesoledad.com/p/mis-publicaciones-en-otros-blogs.html

Con la situación inicial planteada por Eliana en el primer capítulo, elaboré el relato partiendo de un personaje femenino estándar con vivencias en las cuales muchas mujeres se sentirán reflejadas, porque está construido a base de retazos de experiencias de inseguridad con las relaciones.

Me baso en mi propia experiencia de la inseguridad, y realidades que me han relatado algunas de las pacientes, amistades y familiares que tengo (o he tenido).

El hecho de que lo haya basado en muchas experiencias diferentes no quiere decir que cada elemento de inseguridad que he añadido pertenezca a una mujer diferente, sino que cada uno de estos elementos se daban en muchas de las mujeres en las que he pensado, en muchas ocasiones varios complementados.

La frecuencia con la que se dan este tipo de comienzos en la sexualidad y las relaciones es aplastante, y la frecuencia con la que este tipo de estructuras se dan, en consecuencia, también.

sanar-afectos-feminismo-emocional-feminismo-mujer-amor-cuidados

Quisiera hacer una matización en referencia al tema de la no-monogamia como espacio para recuperar la seguridad…

He planteado una situación muy idílica: gente que sabe lo que hace y cómo hacerlo para cuidar y respetar. Pero esta no es la norma en las relaciones no monógamas, pues tanto se pueden encontrar relaciones no-monógamas que afiancen la seguridad, como relaciones no-monógamas que dificulten mucho más un proceso de empoderamiento y toma de seguridades.

Relaciones dañinas y personas dañadas las hay en todos los formatos de relación, y más allá de este apunte, quiero añadir que la no-monogamia requiere de mucha más comunicación, trabajo de límites, energía implicada y paciencia… Y por la carga social del amor romántico que cada persona lleva sobre sus espaldas, puede ser más o menos complejo sostener un desmonte de ese calibre de las relaciones sexoafectivas.

Las relaciones sexoafectivas no-monógamas no nos van bien a todas las personas, y no todos los momentos vitales son buenos para relacionarse desde la no-monogamia por las distintas necesidades que podamos tener.

Con esto lo que quiero decir es: que no sea una solución mágica ni el formato idílico, porque ninguno lo es si no hay mucho trabajo de cuidados detrás.

sanar-afectos-feminismo-emocional-feminismo-mujer-amor

Te invito a visitar más cosas del blog de Eliana, porque es muy bonito.

¿Has ido? ¿Te ha gustado?

¿Quieres compartir reflexiones sobre inicios tormentosos en las relaciones sexoafectivas, o en inseguridades y formatos de inseguridad, o en diferentes formatos de relación?

¡Adelante!